No sé como he sobrevivido al momento en el que me mirabas a los ojos,sin hablar.
Después de días malos,tenerte ahí, a mi lado, era como crearme un mundo aparte (y me encanta).

Comentarios

Entradas populares de este blog

En vez de enemigos, haya paz

¿Y si..?