lunes, 27 de septiembre de 2010

Odio las verdades amedias, las noches en vela, los momentos perfectos interrumpidos por una llamada, los buzones de voz, el "su saldo está apunto de agotarse", el agua mineral caliente, el holor a pescado en las manos, la gente que mastica con la boca abierta, la hipocresía, los peros continuos, los lunes por la mañana, las mentiras, haber estado mal por cosas que no valían la pena, pensar que todo es igual cada vez que lo miras, cada vez que lo oyes, cada vez que lo sientes.

Odio que me pidan perdón sistemáticamente, los "voy a cambiar" mentirosos, los rumores, la gente que no se mente en sus asuntos, los copy-past de sentimientos, las apariencias, las exageraciones, los para siempre inexistentes, que se me mojen los calcetines, las calificaciones injustas e infundadas, envidiar.

Pero ante todo, odio odiar.
No quiero que me esperes en ningún sitio, porque allí donde estés iré sólo para estar contigo y si te tengo que buscar entre las miles de calles de Cordoba, en cada butaca de cine, en cada pub, todo tendrá más emoción. Ya sabes, los besos saben mejor si se hacen de rogar. Si, porque en realidad dicen mucho más que te deseo, o pasaría la vida contigo, dicen eso de he estado buscando tus labios por toda la ciudad, sólo porque te he echado de menos.

¿Quieres saber algo más de mí?
- Tu color preferido.
- El de tus ojos.
Todavía no me explico el momento en el que mi vida se torció de tal manera que me separé de aquellas personas que creía que iban a ser para toda la vida y terminé junto a esa gente que nunca pensaría que dejaría huella en mi corazón. Pero el caso es que terminé a tu lado, con ellos, con ellas y me alegro. Porque esto es tan especial, tan extraño, que no quiero buscarle el porqué a nada de lo que esta pasando.
En realidad, a veces, cuando la monotonía me invade, echo de menos esa sensación de estar haciendo algo que sobrepasa la linea. Y sinceramente no sé quien a puesto esa línea que yo misma me autoimpongo (o que me autoimpone mi sentido del ridículo), pero era tan divertido ser pequeña, inocente y atrevida...
"No sé si es importante, pero nunca es demasiado tarde para ser quienes queremos ser. No hay límite en el tiempo, puedes empezar cuando quieras. Puedes cambiar o seguir siendo el mismo. No hay reglas para tal cosa. Podemos aprovechar oportunidades o echar todo a perder. Espero que hagas lo mejor. Espero que veas cosas que te asombren. Espero que sientas cosas que nunca sentiste antes. Espero que conozcas a gente con un punto de vista diferente. Espero que vivas una vida de la que estes orgullosa. Y si te das cuenta de que no es así, espero que tengas el valor de empezar de cero"

sábado, 25 de septiembre de 2010

Aprobamos algunas relaciones de amor y otras no. Las infieles, las esporádicas, las intensas, las inconvenientes, las que no se consuman, o las amistosas, que no bautizamos de amor pero lo contienen; ésas ni tan siquiera a menudo las reconocemos. Por tanto, vivimos muchas relaciones de amor clandestinas, platónicas, frustradas, pervertidas e incluso descuidadas, despreciadas y desperdiciadas.
Mientras el matrimonio, con un amor patentado no por su materialidad, sino por su conveniencia social, se conserva y reproduce por pura imitación. Así, como contrayentes de esa denominación de destino, aprendemos a amar temiendo, siempre, que algo, a menudo la propia vida incontenible, lo estropee. De este modo, somos muchas las personas que confiamos en una única oportunidad en el amor. Gentes de una vida, que la recorremos, aunque esté astillada y nos desangre.
Sin embargo, otras personas por haber necesitado amar distinto y no caber en ese marco, ni en género ni en especificidad, gozamos de relaciones que no se denominan relación, ni pareja, ni nada y que sin embargo, por su correspondencia, lo son más que ninguna otra. Para ésos, nuestros vínculos, no hay balanza, ni trayectoria a simular: hay simple determinación.
Lo bueno en cualquier caso sería que sean cuales sean las relaciones de amor se mantengan y aprueben, sólo por lo que significan para las personas competidas por el mismo, sean cuántas y cómo sean y por cuánto tiempo sea. Y eso es lo que debería valernos. Pues sospechamos que el amor como la vida no puede contenerse; y nos damos cuenta que ningún amor es más verdad que otro siempre y cuando ame y duela para seguir viviendo y mientras queramos. Por eso, no debiéramos dar nunca más beneplácito a unos amores sobre otros, y entretanto podríamos dedicarnos a disfrutarlos; porque necesitamos prestarle muchísima atención al amor, del que no conocemos, ni aprovechamos, apenas nada.
"La vida está para adelante, nunca para atrás. Porque si tú andas por la vida dejando "puertas abiertas", por si acaso, nunca podrás desprenderte ni vivir lo de hoy con satisfacción. Noviazgos o amistades que no clausuran, posibilidades de "regresar" (a qué?),necesidad de aclaraciones, palabras que no se dijeron, silencios que lo invadieron ¡Si puedes enfrentarlos ya y ahora, házlo!, si no, déjalo ir, cierra capítulos.


[...]


Recuerda que nada ni nadie es indispensable. Ni una persona, ni un lugar, ni un trabajo ,nada es vital para vivir porque: cuando tú viniste a este mundo 'llegaste' sin ese adhesivo, por lo tanto es "costumbre" vivir pegado a él, y es un trabajo personal aprender a vivir sin él, sin el adhesivo humano o físico que hoy te duele dejar ir. Es un proceso de aprender a desprenderse y, humanamente se puede lograr porque, te repito, nada ni nadie nos es indispensable. Sólo es costumbre, apego, necesidad. Pero....cierra, clausura, limpia, tira, oxigena, despréndete, sacude, suelta. Hay tantas palabras para significar salud mental y cualquiera que sea la que escoja ayudará definitivamente a seguir para adelante con tranquilidad.

¡Esa es la vida!"
Mi beso tiene esas cosas... no puede soportar no ver tu boca.

sábado, 18 de septiembre de 2010

Estoy cansada,MUY cansada de ser la única que tiene ganas de luchar por algo y dejarme los cuernos día si y al siguiente también para obtener silencio o malas contestaciones.
Estoy harta de cobardes que no se atreven a dar la cara.¿Qué ganas lamiendole el culo a alguien y poniéndolo a parir por detrás?y lo más triste...¿por qué lo haces con su pareja y su amiga? xD
¿Y tú te haces llamar amigo mio?¿Crees que eres amigo de él cuando lo único que te mueve es el puto interés?
Madura pequeño que ya tienes edad y es gratis.
Cuando defiendes a alguien cuando no se te pide,se supone que es porque lo sientes y te parece lo correcto, no para echarlo después en cara (:
¿Piensas que soy una orgullosa? Ni te imaginas cuanto puedo llegar a serlo y más cuando tocan/me tocan lo que más quiero en el mundo.
Tranquilo que el tiempo ya te dará todas las bofetadas en el culito que yo por ahora no puedo darte para que aprendas lo que es ser adulto niñato (: