Con tiempo suficiente, todos encontramos lo que buscamos, aunque haya estado siempre a nuestro lado, cuando el tiempo se para y derrepente cada instante cuenta, lo único que quieres es que ese momento dure para siempre.
Con tiempo suficiente, al final todos vemos lo que teniamos justo delante, y comprenderemos que por mucho que haya tardado la espera, merecía la pena.

Comentarios

Entradas populares de este blog

En vez de enemigos, haya paz

¿Y si..?