martes, 10 de febrero de 2009

Me aburre la normalidad y tengo una vida totalmente normal. Será por eso que, a veces, tengo necesidad de estropearlo todo. Para volverlo a hacer de nuevo, ni mejor ni peor, diferente. Hoy es uno de esos días. Las consecuencias, próximamente.


Tengo el día tonto.

No hay comentarios: