domingo, 25 de abril de 2010

Definitivamente: Soy una paranoica.
De nada me vale que me digan cosas del tipo "es demasiado enrevesado". No. Mi pequeña cabeza le da milnovecientasochentaycuatro vueltas a cada detalle, cada palabra, cada gesto. Y en este caso el dicho de "piensa mal y acertarás" podía haberse ahorrado el existir. Lo peor es que, en realidad, lo único que consigo es hacerme daño a mi misma. Ahora deberían de sonar varios "te lo dije", pero en cambio cierta personita sigue robándome sonrisas. Chickenlittle.

No hay comentarios: